FacebookTwitter

 

Editorial

Editorial

Natalia Soengas

Revista Geriatría Clínica 2018;(2):0033-0033 


Este artículo no contiene resumen

Este artículo no contiene abstract




Los autores declaran no poseer conflictos de intereses.

Fuente de información Meducatium Editora. Para solicitudes de reimpresión a Revista Geriatría Clínica hacer click aquí.

Recibido | Aceptado | Publicado 2018-06-30

Estamos comenzando el invierno en el hemisferio sur y con él descienden las temperaturas, se hacen notorios en los ancianos los efectos de las ingestas de alimentos inadecuadas o insuficientes, la vestimenta inapropiada. Aumentan también los casos de infecciones respiratorias altas y bajas por virus y bacterias (acrecentadas por el deficiente nivel de vacunación antineumocócica y antigripal), la ventilación escasa de los lugares que reúnen a muchas personas, las medidas que disminuyen la transmisión por contacto como la higiene de manos y la contención de estornudos, etc.
También reaparecen las noticias de accidentes por inhalación de monóxido de carbono, las pérdidas de gas, los incendios, las quemaduras por mecheros, calentadores dentro de los domicilios utilizados por falta de suministro de gas por red.
Año tras año escuchamos tratar estos temas, pero es evidente que debemos continuar con la divulgación de las medidas preventivas, dirigidas a toda la familia. Recordemos que las medidas preventivas comparadas con el costo del tratamiento de la internación, sus secuelas y, más aún, el valor de la vida humana, resultan muchísimo más económicas:

  • Educación acerca de la higiene de manos.

  • Aislamiento respiratorio de las personas afectadas, ventilación de áreas cerradas con mucho público, ventilación de las habitaciones en la casa.

  • Revisión de instalaciones de gas, estufas, artefactos domésticos, en donde no exista la red de gas domiciliario el uso y cuidado adecuado de estufas, calentadores etc. para evitar incendios y consumo del oxígeno en las habitaciones por su uso doméstico.

  • Asistencia a personas vulnerables ya sea por su situación económica, enfermedad, soledad o situación de calle.

  • En aquellas personas que por razones económicas no puedan acceder a la verificación de las instalaciones domésticas, facilitarlas, comprometiendo en el cuidado de estas personas a familiares, cuidadores, amigos, etc.

Natalia Soengas

Este artículo no contiene material bibliografico

Autores

Natalia Soengas
Directora de la revista Geriatría Clínica.

Autor correspondencia

Natalia Soengas
Directora de la revista Geriatría Clínica.

Correo electrónico: info@publat.com.ar

Para descargar el PDF del artículo
Editorial

Haga click aquí


Para descargar el PDF de la revista completa
Revista Geriatría Clínica, Volumen Año 2018 Num 2

Haga click aquí

Revista Geriatría Clínica
Número 2 | Volumen 11 | Año 2018

Titulo
Editorial

Autores
Natalia Soengas

Publicación
Revista Geriatría Clínica

Editor
Meducatium Editora

Fecha de publicación
2018-06-30

Registro de propiedad intelectual
© Meducatium Editora

Reciba la revista gratis en su correo


Suscribase gratis a nuestra revista y recibala en su correo antes de su publicacion impresa.


Meducatium Editora
Piedras 1333 2° C (C1240ABC) CABA | Argentina | Argentina | tel./fax (5411) 4362-1600 | e-mail info@meducatium.com.ar | www.meducatium.com.ar

Publicaciones Latinoamericanas S.R.L. | ISSN 1853-1539 | ISSN digital EN TRAMITE

La plataforma Meducatium es un proyecto editorial de Publicaciones Latinoamericanas S.R.L.
Piedras 1333 2° C (C1240ABC) Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Argentina | tel./fax (5411) 4362-1600 | e-mail info@publat.com.ar | www.publat.com.ar

Meducatium versión 2.2.1.3 ST